Un estante para cada estilo

Los estantes y repisas nos ayudan a exhibir de forma segura adornos, recuerdos y souvenirs. Además de mantener organizados y resguardados libros, materiales y utensilios.  Hay un modelo adecuado para cada estilo decorativo, acá te dejo una guía para que aprendas a escoger el que mejor se adapte a tus gustos y necesidades.

Repisas y estantes de madera

Estantes y repisas originales

Ya sean flotantes, combinadas o con diseños originales, estos imprescindibles de la decoración interior resumen utilidad y encanto. Los estantes y repisas de madera son un accesorio imprescindible y tradicional en casa. La inquietud por hacer de cada espacio y cada cosa un elemento decorativo, ha traído el diseño de estantes y repisas de madera que superan cualquier fantasía. Adoptan formas, funcionalidades y estilos cada vez más versátiles y variados.

Minimalista

EStilo minimalista depurado

Para un estilo minimalista, las repisas adecuadas son las flotantes. Se adosan a la pared de forma que dejan oculta la base de soporte. Se expresan en líneas rectas que dan sensación de nubes geométricas. Ideales para exponer tus libros favoritos, algún adorno liso, o disponer el espacio para una planta. Por su parte, los estantes adecuados para el minimalismo son aquellos que conservan las formas geométricas en su mínima expresión: combinaciones de cuadrados simétricos o asimétricos, esmaltados en negro, marrón o caoba resultan impactantes sin perder la sencillez expresiva del minimalismo.

Rústico, escandinavo o nórdico

Idea para estilo rustico, una repisa colgante

Las repisas de madera tipo durmiente de ferrocarril, hechas de madera rústica; así como las hechas con pallets, cajones de verdulería o aquellas que dejan vista de un lado las curvas del tronco resultan preciosas adaptadas a los estilos que aman lo natural como el estilo rústico y el estilo nórdico o escandinavo. Esto es porque son estilos que se casan con la expresividad de la materia, quedan mejor en una pared lisa, empleándolas como un detalle para acentuar y dar continuidad al estilo. Los estantes ideales para el estilo rústico y el nórdico, son aquellos que dejan expresa la intervención humana en el material: tallados, con curvas indefinidas, esculturales.

Vintage, Shabby chic y neoclásico

Los más románticos, el Vintage, el Shabby chic y el neoclásico se sirven de repisas y estantes que se expresan en torneadas curvas y en una decoración profusa inspirada en las formas naturales: tallados de flores y formas naturales; y en líneas de los estilos clásicos de la arquitectura grecorromana. Los colores serán claros dentro de la gama del rosado, celeste, color tiza, beige; también se usa mucho la madera natural y las pátinas o arenados en la pintura. Agrega accesorios y adornos de colección para complementar la decoración.

Deco, contemporáneo e industrial

Una estanteria o repisa en forma de arbol

 

El estilo contemporáneo se adapta al empleo de diseños mucho más creativos y originales. Un living donde impere la sencillez, adquiere una nueva vida con un estante de madera con forma de árbol, por ejemplo.  El Deco emplea diseños inspirados en patrones de formas geométricas, combina con estampados en la alfombra y las cortinas. Deja volar tu imaginación con estantes únicos, que puedas diseñar tú misma. Por su parte, si lo tuyo es el estilo industrial o “High Tech”, ve por los estantes de grandes dimensiones que te sirvan también para dividir espacios y repisas que cubran de extremo a extremo una pared.

No dejes de compartir con nosotros tus opiniones y fotos. ¡Queremos ver!

 

Impactos: 84

Compartir

Comentarios cerrados.