5 Cosas que no pueden faltar en un dormitorio Zen

El minimalismo característico del estilo Zen es abrazado cada vez más por occidente. Esto se debe sobre todo a su cualidad de impregnar de serenidad y belleza los espacios. El futón, el bonsai y los tatamis llegaron para enseñarnos la belleza de las cosas simples.

futón estilo zen japonés

Materiales: como es afuera, es adentro

El estilo japonés se identifica como ningún otro estilo con la naturaleza. Por eso la decoración de interiores japoneses da prioridad al uso de materiales nobles, humildes y esencialmente bellos. Es común ver pisos de madera, paredes, carpintería y techos de madera. Otros como el bambú, la fibra de arroz y las telas como el algodón y el lino se emplean en la decoración. Por esa razón la paleta decorativa involucra toda la gama de colores terrosos, desde el crema hasta el marrón intenso, se suelen colocar acentos rojos, negros y rosa como la flor del cerezo.

Pisos y paredes de madera

futón estilo zen japonés

En las culturas orientales existe una creencia que plantea que la casa debe durar lo que dura la vida de su dueño. Por eso las civilizaciones más antiguas construían sus casas sólo en madera. Aún hoy, un ambiente de estilo japonés no está completo sin pisos de madera y revestimientos de madera en las paredes. Los pisos flotantes de madera o vinílicos son una opción excelente para imitar la belleza de una habitación zen.

Ventanas y puertas

futón estilo zen japonés

La arquitectura japonesa emplea las tradicionales puertas corredizas de madera y papel de arroz. Pero este tipo de puertas en nuestros países no son factibles debido a que las diferencias climáticas y culturales imponen sistemas de construcción muy distintos. Sin embargo, si deseas una aproximación al estilo minimalista zen, las carpintería de aluminio laqueada en negro y las cortinas enrollables blancas dan un aire muy japonés.  Las cortinas roller sunscreen son lisas, traslúcidas y su forma simple las hace las más similares.

Muebles: El futón

futón estilo zen japonés

El futón japonés consiste en una especie de saco de dormir relleno de diversas fibras que se coloca en el suelo directo sobre el tatami. Su par en la cultura occidental es el futón. Un mueble nacido bajo que se despliega o se dobla en forma de silla según la necesidad. Ninguna habitación de estilo japonés está completa sin un futón, que además es un mueble muy funcional.

Un detalle auténtico

futón estilo zen japonés

Recuerda que no es lo mismo un estilo puro que un estilo inspirado. Busca inspiración en los detalles más simples. Un bonsai, un tatami o un conjunto de piedras y un mural de cerezos lo mismo hablan de estilo japonés que una gran reforma.

El estilo zen es sin duda el estilo de quienes deciden vivir la vida con sencillez y desapego de lo material. Si te ha inspirado, no dudes en contarnos cómo lo aplicaste en casa.

Impactos: 47

Compartir

Comentarios cerrados.